22 junio 2007

Caducidad

Todos los años, cuando llega mi cumpleaños, mi cuerpo se encarga de recordarme que me hago viejo.

Recuerdo el día en que cumplí los 35. Bajaba en el ascensor y en el espejo me vi una hermosa cana. Qué cosas, justo el día de mi cumple. No me salieron muchas más; pero, a partir de entonces, en cada uno de mis cumpleaños descubría una nueva. Vete a saber, a lo mejor era la misma, pero durante el resto del año no me enteraba.

Este año tengo una novedad. Llevo desde el miércoles con dolor de espalda. No sé, a lo mejor ya voy teniendo reúma. El caso es que llevo un par de días en casita. Ahora debería estar en Pamplona, pero no me he atrevido a ir porque a lo mejor al llegar no podía levantarme. De todos modos, mañana por la mañana me iré. Suponiendo que pueda moverme, claro.

Tendré que ir enterándome de dónde está el Hogar del Pensionista más cercano a mi casa.

6 comentarios:

Rapunzell dijo...

Caray, corazón, qué mala suerte :(

En cuanto a tu maltrecha salud, yo creo que es todo psicosomático. Algo así como "Vamos a intentar aparentar que el tiempo pasa por mí, no sea que la peña se dé cuenta de que siempre estoy igual de estupendo y descubra que soy un droid". Pero en plan inconsciente y eso.

Un beso y recupérate.

Fantine dijo...

Si es que no se puede salir a dar saltos como un adolescente en el Antikaraoke sin que te pase factura! ;)

Cuidate mucho. Yo no creo que estes caduco ya. Y es que, mal que nos pese, nos queda maño para rato :)

Lumen Dei dijo...

Lo chungo será cuando veas que te ha salido la primera cana en los suevos, ¿te has mirado?, a mí no me ha pasado aún, pero dicen que produce grandes quebranto y desconsuelo.

Ya dirás algo.

Ánimo.

Gorpik dijo...

De momento, el único sitio en que tengo canas en número noticiable es la barba. En cuanto estoy unos días sin afeitarme, parezco Papá Pitufo.

Capitan Napalm dijo...

Ay, mísero de mi, ay infelice, apurar cielos pretendo.

Desde luego tu blog es la alegría de la huerta cuarentona, ¿eh?

Imperator dijo...

El Capi se me ha adelantado.

Lo que importa es que a la hora de tocar estés bien, como los Rolling. El resto del tiempo puedes ser un deshecho.